Cómo colocar molduras

Cómo colocar molduras en el techo

22 agosto 2011

Los detalles que realzan la decoración de una habitación pueden alojarse en lugares tan insospechados como el techo. Un clásico recurso decorativo para la estructura superior de cualquier estancia son las molduras, vigas que sobresalen del perfil uniforme del techo y dan un acabado decorativo muy distintivo. Tan clásico es el recurso que hasta los antiguos griegos lo utilizaron en sus obras arquitectónicas.

Además de dar un toque final a la estética de la habitación, las molduras presentan la ventaja de afinar la rigidez de los volúmenes y ocultar los acabados de albañilería demasiado complicados o desprolijos. Los techos demasiado altos se benefician del efecto visual de las molduras para simular su altura, mientras que los empapelados perfeccionan su acabado con el remate que propician estos perfiles salientes.

Hay miles de diseños y materiales para molduras, en formatos grandes y pequeños. La madera, la escayola y el poliuretano son los materiales más empleados, y pueden adquirirse en cualquier carpintería.

La colocación de molduras paso a paso

Instalar una moldura ornamental no requiere grandes complejidades. Si recién comienzas en esta tarea, será mejor optar por molduras de poliuretano, ya que por su ligereza y resistencia son más sencillas de colocar. Estas piezas se adhieren al techo o pared con pegamento de silicona aplicado con pistola.

Las molduras de yeso, en cambio, presentan más dificultades dada su fragilidad y mayor peso. Para fijarlas, debe aplicarse con espátula un enduido para yeso. Previamente, la superficie donde se colocará la moldura debe lijarse bien para que el yeso se adhiera a la pared directamente y no a la pintura, ya que correría el riesgo de desmontarse fácilmente.

Cualquiera sea el material elegido, antes de fijar con pegamento, es fundamental delinear en qué lugar irá la aplicación (¿entre el techo y la pared? ¿a cierta distancia del techo?). Debemos demarcar ese perímetro con la ayuda de una bota trazadora. En las esquinas pueden colocarse molduras rectas o unir las piezas con una moldura esquinera, que ha de armonizar en su tamaño con el resto de la estructura.

La colocación se inicia siempre desde las esquinas. En caso de colocar esquinero, éste debe adherirse primero, y luego continuar por las piezas rectas. El material adherente se coloca en la parte posterior de la pieza, siempre con cuidado de no excedernos para evitar manchar la pared. Hay que presionar durante varios segundos para que la fijación sea efectiva.

Una vez seco el pegamento, puedes lijar, pintar o barnizar la moldura para darle el aspecto que prefieras. Las molduras de colores contrastantes con los tonos del techo y la pared son una buena idea para dar un giro contemporáneo a una arquitectura de raigambre clásica.

 

Hay (1) comentarios:

  1. jose luis

    1 de julio de 2012

    b.n estoy interezado en molduras de pulioretano soy de venezuela gracias

Dejar un comentario sobre el árticulo :

Los campos marcados con un * son obligatorios.





Escribe los caracteres tal y como aparecen en la imágen